La Globalización y el NO versus con el Diseño Local

En el contexto de la globalización y el desarrollo del país, hay un muy buen ejemplo que se inscribe dentro del paisaje urbano y que puede o no tener relación con la disciplina del diseño en el sentido como lo abordamos los estudiantes de esta generación (el ejemplo en sí quizás no es relevante pero me ayudará a hacer las relaciones pertinentes que apoyen mi visión) y además nos da luces de lo que hace un par de años estamos viviendo: el desarrollo no es más que una serie de colorientas sucursales de bancos[1] que ya no se instalan en los antiguos edificios ni se conforman con poner un letrero afuera. Ahora son instituciones que se identifican igual que un local de comida rápida. A medida que el desarrollo avanza, convierten calles en estacionamientos y en la espalda de ciegas fachadas de tiendas por departamentos, gigantes muros vestidos de nada pintan un escenario que ya no puede estar más globalizado, no puede tener menos carácter y pertenecer a todos lados al mismo tiempo.

En ese sentido el fenómeno de la globalización en el campo del diseño en Chile ha reafirmado la característica de lo local, a través de una mezcla por ejemplo entre la esencia de algún lugar más algunas redes de conexión cultural propias de la globalización; esto ha generado una situación que se ha vuelto negativa para la misión del diseñador –personas que trabajan en proyectos para la industria con la invención y desarrollo de productos estandarizados, cuyas características no tienen mucha relación con el lugar en el que se producen – y no tanto para la economía, y que no puedo obviar en pro de mi tesis: convertir lo tradicional en productos que se materializan en fines turísticos.

El diseño como disciplina debe estar consiente de las tradiciones localistas y de la apertura y de las redes que la globalización genera, ambas partes deben estar en equilibrio para que de esta manera los productos estén vinculados a los valores, a la historia y a la identidad del lugar de donde provienen, el ejemplo más claro de esto en Chile son su vinos.

Se debe ser capaz de reconocer y seleccionar todos aquellos recursos que puedan moldearse y transformarse en relación con el propósito de un proyecto, siempre en función de una variable muy importante que es para quién va dirigido. El pasado terremoto en Chile dejó un sentimiento de pérdida en todos quienes se vieron afectados y por esto el diseño debe buscar una manera de hacerse cargo de los problemas que surgen en cualquier ámbito, no se puede dejar el asunto solo en manos de la caridad de los chilenos, ni se puede trabajar el problema del mismo modo que se tratan todas las dificultades cotidianas que aparecen con un parche de emergencia: tapamos el hoyo después que alguien se cae, arreglamos el puente después de un accidente, rehacemos los colectores después de una inundación.

El diseño dentro del desarrollo local tiene todas las herramientas para generar nuevas oportunidades, el gran problema es que todo lo producido se traduce en objetos aptos para satisfacer las necesidades humanas inmediatas, algo que es producido, vendido y consumido, cuya concepción no necesariamente se basa o se basó en la realidad nacional, entonces en este caso, el diseño debería reforzar aún más esta tendencia y seguiría estando todo igual y quizás nadie lo cuestionaría, ó ir en la otra dirección, pensar en el contexto local para el cual se produce, por lo tanto sería apostar por el diseño y su participación en el desarrollo local, como un Diseño Local, llevado a cabo a través de la introducción de habilidades que son necesarias para seleccionar la información relevante del propio contexto, ya que está presente la tendencia actual de las interconexiones que genera la globalización. De esta manera el diseño ejercerá una labor crítica y constructiva a partir de la conservación del espíritu, de los principios culturales e identitarios del lugar y del hecho de tener que estar influenciado por la creciente comunicación en interdependencia entre el resto del mundo.

Luis Moraga.


[1] Bancos como ejemplo, es reemplazable por cualquier otra “palabra” que haga referencia a estas manifestaciones de desarrollo que afloran en nuestro país.

Anuncios
  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: